Comparativa de Innovación en la UE

A pesar de que la UNIÓN EUROPEA ha priorizado la consecución del Crecimiento basado en la investigación y desarrollo, a día de hoy el resultados y los indicadores de rendimiento (KPI) siguen siendo bastante inconsistentes. Ello deriva en un problema de fatiga inducido por la falta de resultados y consecuentemente de interés. La ambición por conseguir el objetivo de que la UE el mayor espacio de innovación a nivel mundial -propuesto en la Agenda de Lisboa en el año 2002- se ve por tanto cuestionado.

Para ello es interesante conocer como se están desempeñando los diferentes países de la UE, considerando que hablamos siempre de un crecimiento y desempeño asimétrico. Y sin embargo, podemos encontrar cierta homogeneidad en el desempeño y aplicación de las políticas de innovación a pesar de las diferencias entre los países (y regiones).

El siguiente post analiza la situación actual de la innovación a nivel europeo, las diferencias entre los países en la aplicación de sus políticas de innovación y las acciones que son necesarias desarrollar. Para ello se ha considerado como fuente de información el Informe del Think Tank BREUGEL denominado “MIXING AND MATCHING RESEARCH AND INNOVATION POLICIES IN EU COUNTRIES

Situación actual

Los objetivos eran claros cuando se formularon: Ser la economía basada en el conocimiento más competitiva del mundo, dedicando un 3% del PIB a I+D en el año 2010. Este objetivo permanece en la formulación de la Estrategia EU2020. La realidad es que en el año 2015 la cantidad dedicada a I+D está en el entorno del 2% -significativamente inferior a países como EE.UU., Corea del Sur, Japón o Singapur entre otros-

Para ser eficaces las políticas de innovación deben ser sistemática, dirigida a todos los facilitadores, aprovechando los puntos fuertes de cada país, enfocándose en los puntos débiles y reduciendo los “cuellos de botella”. Se puede colegir que no existe una política única óptima de Innovación, sino que dependerá de cada país en función de su grado de desarrollo y de elementos facilitadores de la innovación, además de estar condicionada por las condiciones macroeconómicas y el entorno institucional.

Para evaluar las políticas de innovación, la OCDE distingue cuatro baremos:

  1. Las infraestructuras públicas de I+D
  2. El apoyo a la I+D privada y el fomento de la capacidad de innovación en el sector empresarial
  3. El fortalecimiento de los vínculos entre los distintos participantes dentro del sistema de innovación, especialmente entre la I+D pública y el sector privado y
  4. La mejora de las condiciones marco para la innovación.

La posición de cada país viene fijada en base a ello por el Indice de Innovación, un indicador derivado de ocho factores que se muestra a continuación:

eus-2015
European Innovation Index 2015 (Fuente COMISIÓN EUROPEA)

Este indicador clasifica a los países en cuatro grupos según el rendimiento. Si analizamos el período 2007 – 2014 podemos establecer la clasificación incluyendo -solo países de la UE-:

  • Innovadores Líderes: Alemania, Dinamarca, Finlandia y Suecia
  • Innovadores Fuertes: Austria, Bélgica, Chipre, Eslovenia, Estonia, Francia, Holanda, Irlanda, Luxemburgo y Reino Unido
  • Innovadores Moderados: Chequia, Croacia, Eslovaquia, ESPAÑA, Grecia, Hungría, Italia, Lituania, Malta, Polonia y Portugal
  • Innovadores Modestos:Bulgaria, Letonia y Rumanía

 

Análisis

Desde el punto de vista del análisis se pueden diferenciar dos períodos claramente definidos:el previo a la crisis financiera (2007-2009) donde los crecimientos fueron consistentes con crecimientos en todos los casos positivos respecto al valor inicial (En España del +2%) y los posteriores a la crisis financiera (2010-2014) donde los crecimientos fueron en muchos casos negativos (En España del -1%)

Desde el punto de vista de la política europea el análisis se centra en dos aspectos:

  • Cuanto se gasta en I+D
  • Como se gasta en I+D

El primer factor es que el gasto público de I+D esta correlacionado con la situación de cada país. Así los países lideres invierten casi el triple que los países modestos según se observa en el siguiente gráfico

Gasto I+d.jpg
Gasto público en I+D (Fuente EUROSTAT)

Si se investiga el como se gasta el dinero público en I+D se observan seis instrumentos fundamentales para la innovación:

  • Financiación de programas específicos de investigación pública asignados a Universidades y organismos públicos de investigación
  • Financiación para la colaboración entre las organizaciones públicas y las empresas en los programas de I+D+i
  • Instrumentos financieros (préstamos)
  • Apoyo directo a la innovación empresarial
  • Apoyo directo a la I+D empresarial
  • Incentivos fiscales

En este caso existe una mayor heterogeneidad, ya que los Innovadores líderes invierten el 76% de los recursos en estas seis medidas en el período 1990-2013, los Innovadores Fuertes el 71%, los Innovadores Moderados el 64% y los Innovadores Modestos el 70%; por lo que no se puede colegir una relación entre grado de innovación y aplicación de políticas públicas.

Se pueden agrupar las herramientas públicas de innovación en cuatro grupos:

  1. Apoyo Empresarial : incentivos fiscales, préstamos, servicios de apoyo a la innovación, Creación de redes y plataformas de innovación, cheques de innovación, I+D empresarial, apoyo directo a la innovación empresarial.
  2. Apoyo Público: infraestructura pública de I+D, financiación competitiva de la investigación, centros de Excelencia, innovación del sector público.
  3. Apoyo a la Articulación: incubadoras, transferencia de tecnología, programas de I+D colaborativos, movilidad, Esquemas, parques científicos y tecnológicos, iniciativas de clusters, apoyo de spin-off, competencia
  4. Otros: sensibilización, apoyo al capital riesgo, e-sociedad, Adquisición, programas regionales; Apoyo a recursos humanos para I+D; habilidades de innovación, etc.

 

sin-titulo

En base a esta clasificación vemos que los Innovadores Líderes invierten más en Apoyo a la Articulación (Linkage) mientras que los Innovadores moderados (como España) invierten más en Apoyo Empresarial (Firm) y Apoyo Público (Public)

Conclusión

La conclusión del informe es que aun considerando las diferencias en la capacidad de innovación de cada país de la UE, si se puede establecer un patrón de políticas públicas de I+D, aunque la aplicación dependerá de la situación particular y específica de cada país, por lo que no cabe hablar de “fórmulas mágicas” en la Innovación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: