Estrategia Industrial Andalucía 2020 (I)

La JUNTA DE ANDALUCÍA, a través de la CONSEJERÍA DE EMPLEO, EMPRESA Y COMERCIO y la AGENCIA DE INNOVACIÓN Y DESARROLLO (IDEA), ha publicado recientemente el informe denominado “Estrategia Industrial Andalucía 2020“, donde se recogen las cuestiones principales relacionadas con la articulación estratégica del documento. Por su extensión realizaremos dos entradas del blog: una centrada en los principios generales y otra en aquellos aspectos sectoriales de relevancia para Almería desde el aspecto Industrial y de Internacionalización.

Objetivos Andalucía 2020

En relación a los objetivos relacionados con la industria, el documento recoge los siguientes, priorizando los aspectos fundamentales:

  • Objetivo final: Superar los niveles de empleo de antes de la crisis hasta alcanzar los 3,2 millones de personas ocupadas.
  • Objetivos intermedios:
    • Económicos:
      • Reindustrializar Andalucía incorporando mayor valor añadido: elevar hasta el 22% del VAB el peso del sector industrial, que debe alcanzar el 15%, y servicios avanzados científicos y técnicos, que debe alcanzar el 7%.
      • Aumentar el tamaño empresarial: incrementar en un 20% el número de empresas entre 10 y 50 personas trabajadoras.
      • Internacionalización de la economía andaluza: lograr que las exportaciones superen el 20% del PIB.
      • Fortalecer la investigación e innovación aplicada y su transferencia a la sociedad: situar el gasto en I+D+i en el 2,2% del PIB.
    • Ambientales y territoriales:
      • Priorizar las energías renovables: superar el 20% del consumo de energía primaria procedente de fuentes renovables.
      • Fomentar el ahorro energético: aumentar más de un 20% la eficiencia energética.
      • Afrontar el cambio climático: reducir un 10% las emisiones de gases de efecto invernadero.
    • Sociales e institucionales:
      • Avanzar en la calidad del empleo: alcanzar los actuales niveles de la UE en materia de estabilidad, igualdad y seguridad en el empleo.
      • Potenciar la formación profesional: conseguir que la tercera parte de la población entre 25 y 34 años tenga nivel de formación intermedia.

 

Diagnóstico general
  1. Aportación a la Economía

Andalucía cuenta con un tejido industrial manufacturero compuesto por aproximadamente 30.000 empresas, lo que la sitúa como la  región española con mayor tejido empresarial y la 27º entre las 272 regiones de la UE28, dimensión que le permite contar con proveedores para las cadenas de valor de un amplio número de productos industriales.

La industria manufacturera aportó a la economía andaluza el 9,1% del VAB en 2013, mientras que en España y la UE28 fue del 13,4% y 15,1% respectivamente. Esta situación se debe a tres factores: pocas empresas manufactureras en términos relativos a la población y superficie de Andalucía, empresas de pequeño tamaño y baja tasa de VAB.

Evolucion VAB industrial.jpg
Evolución VAB industrial base 100 (Fuente INE, EUROSTAT)

Por ramas de actividad existen importantes sectores industriales en Andalucía, existiendo una especialización en determinados sectores productivos. Así por ejemplo Andalucía está más especializada respecto a la UE y a España en Industria Química y Farmacéutica, Alimentación y Bebidas, Metalurgia y manufactura metálica y Productos minerales no metálicos 

2. Territorio

Existe una concentración de espacios de actividad empresarial (el hinterland de las capitales de provincia) o zonas de alta capacidad productiva (como los Polos de Huelva y Algeciras), justificadas por las economías de escala derivadas de los grandes centros de producción y demanda. Asimismo existen zonas donde se concentran empresas que transforman los recursos por la propia riqueza natural de Andalucía (por ejemplo Macael y el mármol).

Ubicación industrial en Andalucia.jpg
Localización industrial por número de asalariados (Fuente IECA)

En general podemos decir que todo ello determina una baja actividad empresarial en buena parte del territorio andaluz

3. Tamaño de las Empresas

Tomando como puntos de partida los resultados del análisis relativo a la composición de las empresas industriales, empresas compuestas en su mayoría por una o unas pocas personas físicas, y a baja propensión a cooperar, se concluye que existen pocas empresas de gran dimensión y que el tamaño de las empresas industriales andaluzas es inferior a la media española y europea.

tAMAÑO
Tamaño de las empresas andaluzas respecto a las españolas (base 100) (Fuente IECA,INE)

Por tanto, son pocas las empresas con un alto volumen de producción y muchas las que tienen un bajo volumen de producción, lo que genera una alta concentración de la producción industrial andaluza en pocas empresas, las de gran dimensión

4. Demografía Empresarial

El análisis pone de manifiesto que son muchas las empresas industriales que se crean en Andalucía, los factores son múltiples y diversos, entre otros: el espíritu emprendedor, las potencialidades de Andalucía o el desarrollo tecnológico.

Así mismo, del análisis se desprende que muchas empresas no superan sus primeros años de vida, muriendo al poco de nacer, siendo diversas las causa de ello, principalmente: la debilidad financiera, el partir de ideas no viables o las barreras y condiciones del mercado.

Mortandad industrial.jpg
Mortandad empresas industriales en Andalucía (Fuente IECA)

A lo anterior se une la mortandad de empresas superados los primeros años de vida, en los últimos años con más frecuencia debido a la crisis económica, con lo que el balance entre creación y cierre de empresas industriales manufactureras es negativo

5. Composición tejido productivo

El tejido manufacturero de Andalucía tiene una fuerte base territorial, en torno al 37% de las empresas se dedican a la transformación de los recursos naturales existentes en los municipios del entorno de su localización, principalmente la elaboración de alimentos y bebidas, la fabricación de productos minerales no metálicos y la fabricación de productos de madera y corcho.

También representan una parte importante del tejido empresarial las empresas que producen bienes para atender las necesidades del mercado local-comarcal, como la fabricación de productos metálicos, confección, artes gráficas, productos plásticos y algunas de base territorial (alimentos, productos para la construcción, productos de madera, etc.).

Atendiendo a la actividad a la que se dedican las empresas y a su tamaño, se ha estimado que en torno al 20-25% de las empresas manufactureras andaluzas destinan fundamentalmente su producción al mercado local – comarcal, sin contar las de base territorial.

composicion ind
Composición industrial de Andalucía (Fuente IECA)

También son importantes en el tejido manufacturero de Andalucía una serie de actividades productivas que forman parte de cadenas de valor global, principalmente “Industria química y farmacéutica”, “Material de transporte” y “Material y equipo eléctrico, electrónico y óptico”, que si bien no cuentan con tantos establecimientos como las actividades de base territorial y las de mercado local-comarcal, sí son fundamentales en la producción, el empleo y el VAB de la industria andaluza.

6. Inversión y financiación

El análisis pone de manifiesto que las empresas industriales requieren una alta inversión vinculada a la mayor necesidad de inmovilizados. Así mismo, de los resultados del análisis se desprende que las empresas no disponen de la financiación adecuada, debido, por una parte, a que se constituyen con un escaso capital y, por otra, a que esta falta de capital inicial les obliga a solicitar elevadas cantidades a las entidades financieras, importes que, por los escasos recursos iniciales de las empresas, no suelen obtener, al menos en su totalidad.

Esta problemática también ocurre en la industria española. Al no disponer de la financiación necesaria, situación generalizada a nivel nacional, su capacidad productiva se ve reducida y ello no le permite obtener los resultados necesarios para auto-financiar nuevas inversiones de mejora y crecimiento, por lo que deben volver a recurrir al endeudamiento externo, entrando en una espiral que en los casos extremos pone en peligro la supervivencia de la empresa.

ESTRUCTURA FINANCIERA.jpg
Estructura financiera (% del Activo) de las empresas industriales andaluzas (Fuente IECA)

La situación anterior se ve agravada por la crisis económica, que ha provocado una importante restricción del crédito de las entidades financieras, y por la propia estructura de los costes de las industrias manufacturera andaluzas, como se manifiesta en otro apartado de este Diagnóstico.

7. Resultados y productividad

Respecto a los costes, se señala la gran relevancia que tienen los correspondientes al consumo de materias primas y productos intermedios, lo que condiciona la importancia relativa de los demás costes. También se señala que los costes laborales representan en los costes totales de la industria manufacturera andaluza menos que en la industria española, en parte debido a que el coste por ocupado y por hora de trabajo es más bajo.

Respecto a los costes energéticos se indica que en general son poco importantes en la estructura de costes de las empresas manufactureras andaluzas, aunque sí son importantes en una serie de ramas. La suma de todos los costes son en la industria manufacturera andaluza superiores a los de la industria manufacturera española.

Por lo que se refiere a las ventas, se señala que el mercado nacional ha retrocedido en los últimos años, por la crisis económica y por la mayor competencia, en tanto que las ventas en el mercado internacional han aumentado, como reacción de las empresas ante la menor demanda en el mercado interno. El aumento de las exportaciones no ha cubierto el descenso de ventas en el mercado nacional, con lo que las ventas totales han descendido respecto a las cifras de los años previos a la crisis económica.

Productividad.jpg
Diferencias de productividad (%) de la industria andaluza frente a la española (Fuente IECA)

Los resultados de explotación han descendido respecto a las cifras de los años previos a la crisis económica, pues si bien los costes se han reducido, no lo han hecho lo suficiente para cubrir la caída de las ventas. Todo ello ha tenido como consecuencia que el VAB manufacturero haya descendido, aunque la productividad ha aumentado, con carácter general, por el descenso en el número de personas ocupadas.

8. Innovación

Una de las grandes debilidades que pone de manifiesto el análisis es el reducido número de empresas que innovan, con independencia de la tipología de la innovación. Un factor determinante de ello es la falta de fondos para innovar. Existe una relativa debilidad para la obtención y generación de recursos de las empresas del sector; elevados costes de innovación, en una situación de resultados de explotación negativo para muchas ramas del sector la innovación, igualmente puesta de manifiesto en el análisis, lo que hace muy difícil innovar; incertidumbre respecto a la demanda, con un importante disminución de la demanda interna, la innovación se dificulta; lo mismo ocurre si los mercados están dominados por empresas establecidas, como también exponen las empresas como limitante de la innovación.

Factores innovación.jpg
Factores que dificultan la innovación tecnológica en industrias andaluzas en % (Fuente IECA)

Refuerzan estos factores, determinantes del reducido nivel de innovación en el sector, el hecho de que una cifra relativamente alta de empresas industriales andaluzas estiman que no es necesario innovar.

9. Recursos Humanos e Intangibles

El análisis pone de manifiesto que la industria manufacturera de Andalucía, como la de otros ámbitos territoriales, está sometida a una situación de cambio en los procesos productivos y los modelos de competencia que, tal como muestra las tendencias generales, se acelerarán en los próximos años.

Los cambios identificados afectan a la necesidad de incorporar intangibles a las empresas, a la demanda de servicios vinculados al cambio y al aumento de las necesidades de cualificación del personal de las empresas, del existente o de nuevas incorporaciones.

Respecto a los intangibles, el análisis concluye en la modesta incorporación que estos nuevos activos están teniendo en la industria manufacturera andaluza. Con respecto a los recursos humanos, se produce un doble fenómeno. Por una parte, el efecto de la crisis se ha dejado sentir especialmente en el segmento de la mano de obra de estas industrias, correspondiente al personal menos cualificado, por otra las empresas están mejorando la formación de su personal.

Los dos factores anteriores justifican la conclusión del análisis, en la actualidad las empresas poseen una plantilla mejor formada que hace algunos años, con una mayor proporción de trabajadores con mayor cualificación.

10. Infraestructuras

Existe un potente Sistema Andaluz del Conocimiento, creando y desarrollando un conjunto de entornos innovadores y favorecedores del emprendimiento, algunos de ellos consolidados como los parques científico-tecnológicos de Málaga y Sevilla, que propician la generación, transferencia y aplicación de conocimientos.

Sistema andaluz de conocimiento.jpg
Sistema Andaluz del Conocimiento asociado a la Industria

El mayor déficit infraestructural es la carencia de un modo de transporte de mercancías alternativo a la carretera, que sea competitivo en coste, en condiciones suficientes de plazo de entrega y fiabilidad del servicio. El ferrocarril ha perdido su escasa capacidad de hace décadas para ofrecer alternativas a determinados tráficos.

Anuncios

Un comentario en “Estrategia Industrial Andalucía 2020 (I)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s